Investigadores hospitales Jaén reciben premio estudio IL

21/07/2017

Fuente EFE. Un equipo de investigadores de profesionales sanitarios de los hospitales Alto Guadalquivir de Andújar y de Alta Resolución de Alcalá la Real (Jaén), ha recibido un premio nacional sobre un trabajo sobre la intolerancia a la lactosa. Este equipo ha resultado galardonado en la II Convocatoria de Premios y Becas SEPD-Ferrer, de la Sociedad Española de Patología Digestiva, sobre las aplicaciones del Test de Gaxilosa, método no invasivo para el paciente que se usa en el diagnóstico de la malabsorción a la lactosa (hipolactasia). El equipo de investigadores está formado por el especialista en Aparato Digestivo José Luis Domínguez y los especialistas en Análisis Clínicos de Alto Guadalquivir Antonio Fernández y Daniel Fatela, y de Alta Resolución Aurora Úrsula Muñoz, esta última del Hospital de Alta Resolución. El estudio se ha publicado en la revista “Clinical Nutrition” y compara distintos métodos de diagnóstico para esta disfunción digestiva, tales como el Test de Gaxilosa, el Test de Tolerancia a la Lactosa y el Test de Parámetros Clínicos, usando como método de referencia el estudio genético. Según Domínguez, “la malabsorción de la lactosa es una situación frecuente determinada por una deficiencia de lactasa, enzima encargada de la digestión y de la absorción de este azúcar, cuyos niveles van disminuyendo normalmente con la edad”. Esta situación “puede afectar al 50 % de la población en España y se manifiesta por síntomas como la diarrea explosiva, dolor y distensión abdominal, gases y ruidos intestinales”. Desde 2011 este equipo ha realizado múltiples estudios en el ámbito del diagnóstico de la malabsorción de la lactosa, y fruto de estas investigaciones han descubierto novedades en la metodología de la realización del test de tolerancia a la lactosa, que han publicado en distintas publicaciones científicas. Así han demostrado que la realización del test podía acortarse de 120 minutos a 60, sin repercutir en la eficacia diagnóstica del mismo, y también a 30 minutos, con un mínimo cambio de eficacia (tan sólo en el 2,2 % de los pacientes). Igualmente, han confirmado que existen diferencias en los resultados de la curva de lactosa según dónde se extraiga la sangre (capilar o venosa). El estudio premiado dio comienzo en febrero de 2014 y se tomaron 30 pacientes con sospecha de intolerancia a la lactosa, a los que se les realizaron distintos métodos de detección.